/ FESTIVALES / The Sacrament

The Sacrament

Alfredo Bonzo on 13 Noviembre, 2013 - 11:31 am in FESTIVALES, PELÍCULAS, Sitges 2013, Thriller

The Sacrament, 2013 poster the sacrament

Año: 2013. Duración: 95′ País: Estados Unidos. Director: Ti West. Guión: Ti West. Música: Tyler Bates. Fotografía: Eric Robbins. Reparto: Amy Seimetz, Joe Swanberg, Kate Lyn Sheil, AJ Bowen, Kentucker Audley, Gene Jones

EL GUIÓN YA ESTÁ ESCRITO: La tragedia de la Guyana Francesa

El año 1974 el reverendo bautista Jim Jones -personaje que siempre aparecía  enfundado en su guayabera y con los ojos cubiertos por unas gafas de sol oscuras- alquila más de 12 km2 de superficie agrícola en la Guyana Francesa. Su objetivo era la creación de un pueblo llamado Jonestown, en el que sus habitantes se dedicarían a la agricultura y vivirían felices y alejados de la inminente guerra que, según Jones, estaba a punto de producirse entre la URSS y los Estados Unidos. Esta idílica comunidad tendría como pilar y sostén indiscutible a la figura de su creador, poseedor de las mentes de sus miembros y de los cuerpos también de algunas de sus correligionarias;  Jim Jones era llamado “Papa” por los más jóvenes y “Padre” por los adultos.

Jim Jones the sacrament

Jim Jones

En tan sólo tres años, la comunidad pasó de 50 a 900 miembros, lo que también aumentó los problemas de inadaptación de muchos de los recién llegados, que eran sometidos a dietas draconianas, castigos consistentes en aislamiento, incapacitación mediante drogas, e incluso la reclusión en pozos o cajas de reducidas dimensiones. Testimonios no corroborados hablan también de torturas con electricidad o palizas.

Dejando aparte la realidad o no de estos hechos, lo cierto es que había muchos indicios que  apuntaban a que Jonestown no era precisamente el paraíso que se prometía antes de pasar por la cerca custodiada por guardias armados. Y para comprobar la veracidad de tan brutales testimonios, el 17 de noviembre de 1978, una delegación del Congreso estadounidense  encabezada por el senador Leo Ryan se desplazó a la colonia para entrevistarse con varios de sus miembros. El ambiente festivo que rodeó la recepción y despedida de la comisión del Congreso no daba lugar a pensar en ningún tipo de conflicto dentro de la comunidad, pero cuando los congresistas iban a partir a Estados Unidos, unos cuantos de miembros de la comunidad solicitaron acompañarle, acusando a Jones y a sus guardias de control mental y tratos vejatorios.

A regañadientes, los desertores y la comisión norteamericana llegaron al avión, donde uno de los supuestos “descontentos” disparó contra varios miembros de la tripulación. Acto seguido la escolta que acompañó a la comitiva a la pista de aterrizaje hizo fuego contra el avión matando a varias personas, entre ellas al senador Ryan, que fue acribillado con saña, dejando su rostro irreconocible.

Entre tanto, en Jonestown se estaba produciendo un suicidio colectivo. Jim Jones, sabedor de que su tiempo estaba acabado con el asesinato del senador Ryan, ordenó a todos sus acólitos que tomaran un líquido edulcorado que en realidad contenía altas dosis de veneno, posiblemente cianuro. Los que no quisieron sumarse a este suicidio colectivo fueron obligados a la ingesta del brebaje, provocando un total de 909 muertos, de los que 300 eran niños. Jim Jones apareció muerto con un tiro de una escopeta de caza, ignorándose si fue ejecutado por algún sectario o fue el mismo quién se suicidó.

jonestown suicidio colectivo inducido the sacrament

LA MUERTE ES SÓLO EL TRÁNSITO A OTRO NIVEL (Jim Jones)

Y tras este somero relato de los hechos y el visionado de la nueva película de Ti West, The Sacrament (2013), veremos que el relato del director norteamericano es un reinterpretación sucinta de los hechos que hemos relatado anteriormente. No con ello menos original pues es indudable que el guión escrito por el propio Ti West, aunque retome los personajes protagonistas de la tragedia mediante trasuntos disfrazados de gente moderna, marginada e inconformista, tiene valores muy positivos que entran de lleno en el cine de género, alejándose del morbo amarillista y exploit de Guyana, El Crimen del Siglo (1979), firmada por René Cardoná Jr., o de la vocación telefílmica que supuso Guyana: La Tragedia de Jim Jones (Guayana Tragedy: Story of Jim Jones, 1980), protagonizada por los pesos pesados Powers Boothe y James Earl Jones.

the sacrament por ti west the sacrament

The Sacrament no pretende revisar la historia ya conocida y mil veces investigada del suicidio colectivo instigado por Jim Jones; la cinta de Ti West es ante todo un relato de horror que se cuece a fuego lento. La acción comienza con la llegada de tres periodistas a un pueblo de una zona tropical donde la hermana de uno de ellos ha sido captada por una secta liderada por un carismático pastor al que llaman “Father” (Padre). La atmósfera de horror se apodera de los protagonistas y se convierte en un ente orgánico, personificado en la exigua parcela donde se ha construido ese paraíso autárquico en el que se promete la felicidad y el escape a la miseria existencial instalada en la sociedad consumista occidental. Este terreno es el escenario del horror, reino del “Padre” que tutela con vara de hierro a todos sus acólitos, y desde donde imparte premios y castigos según los méritos de sus inferiores. El grado de acercamiento de la película a la historia real es tal que muchísimos planos parecen calcados de los innumerables reportajes que se hicieron en la época, especialmente aquellos en los que aparecen las explanadas de la granja cubiertas por cadáveres.

The Sacrament, la nueva películ de Ti West the sacrament

El formato found-footage, manido hasta la extenuación hoy en día, aparece aquí como un apoyo a la narración en lugar de ser su lastre. Ti West sabe bien que hay una potente historia detrás de  esa forma falazmente improvisada que es el found-footage; así, las cámaras son usadas como testigos privilegiados de la tragedia, nunca como herramientas de estilo, cosa  aplaudir ante la avalancha de extenuantes found-footages que llenan las arcas del género contemporáneo, y que no pretenden más que enmascarar la falta de talento y presupuesto de muchos proyectos.

The Sacrament cuenta con un potente punto de inflexión: la entrevista que los reporteros realizan a “Father”. En esta entrevista, de un cuarto de hora de duración, Gene Jones (visto en No Es País Para Viejos), que encarna al personaje, da una magistral lección de interpretación y de inmersión en la mente y el carácter de un Jim Jones resucitado de su tumba o de allá donde estuviere. Tras dejar al espectador con la boca abierta al finalizar la entrevista, Ti West prepara una orgía de horror y destrucción, una sucesión de secuencias climáticas que nos muestran -de manera dramatizada, claro- cómo pudo ser la cadena de acontecimientos que derivaron en la muerte de más de 900 personas en el que fue el suicidio colectivo más impresionante de la historia contemporánea. Llegados a este punto hay que señalar que dicho suicidio no fue el único y que a poco que buceemos en las hemerotecas encontraremos casos similares a menor escala en distintas partes del mundo.

The Sacrament recrea la tragedia del Guyana Francesa the sacrament

Por ahora Ti West ha realizado su obra más madura y redonda. La Casa del Diablo (House of the Devil, 2008) e Innkeepers (2011) ya apuntaban maneras, una forma de narrar en la que el horror rodeaba sin saberlo a los protagonistas hasta desembocar abruptamente en un final explosivo. En The Sacrament -ayudado en la producción por Eli Roth– se ha impuesto la mesura y el desarrollo narrativo, aspecto que puede desagradar a algunos fans pero que va a redundar positivamente en la futura carrera del director norteamericano. Ti West se va distanciado del cine de terror indie más purista, buscando nuevos horizontes sin perder el carácter que le ha hecho conseguir una legión de fans entre los aficionados más recalcitrantes a la serie B de terror y el humor negro (Cabin Fever 2, The Trigger Man). The Sacrament se distancia de estas coordenadas pero sigue siendo un producto con marca, como también lo han sido otros proyectos en los que West ha intervenido como productor o actor; y ahí está la recientemente estrenada Tú Eres El Siguiente (You´re Next, 2011), una síntesis perfecta entre cine de terror independiente y vocación comercial. Sin duda el futuro es prometedor para Ti West, The Sacrament es la película que le ha allanado el camino. “La muerte es sólo el paso a otro nivel”, como decía Jim Jones, y Tim West está a punto de cruzar ese umbral.

[youtube=http://www.youtube.com/watch?v=8Xo7Md12ekg&w=420&h=315]

0 POST COMMENT

Send Us A Message Here

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Send this to friend