Take Shelter


Año: 2011.  Duración: 123′ País: EE.UU. Dirección: Jeff Nichols. Guión: Jeff Nichols. Música: David Wingo. Fotografía: Adam Stone. Reparto: Michael Shannon, Jessica Chastain, Shea Whigham, Katy Mixon, Kathy Baker, Lisa Gay Hamilton.

Agotados quizás los escenarios apocalípticos en una vorágina de epidemias, desastres naturales y crisis económicas, Take Shelter (2011) plantea la posibilidad del desastre profético, el apocalípsis que está por llegar, y la figura del mensajero, envuelto en caos, oscuridad y,  lógicamente, incomprensión. La película es un canto épico a la capacidad humana de la anticipación, quizás más un canto de cisne ante la muerte de las parcelas intuitivas que, enmascaradas por la locura de nuestra cultura positivista, son cada vez más marginadas; una actitud desarraigada en el mundo moderno, tal y como retrató Peter Weir en su impresionante film La Última Ola (The Last Wave, 1977).

Curtis LaForche vive en un pequeño pueblo de Ohio con su mujer, Samantha, y su hija Ana, una niña sorda de seis años. Curtis empieza a sufrir fuertes alucinaciones apocalípticas. Unas alucinaciones que no sabe si son consecuencia de una enfermedad mental o se trata de premoniciones reales.

La sombra del cineasta M. Night Shyamalan es ahora más alargada que nunca. Parecía que su forma de hacer cine, minimalista y siempre con un tramposo giro final, no iba a tener eco en la escena independiente norteamericana, pero Jeff Nichols, el director de la aclamada Shotgun Stories (2007), tiene claro que el estilo de Shyamalan se puede afinar si sale de las coordenadas de una producción blockbuster al estilo de Hollywood. El resultado es la historia de Curtis LaForche (Michael Shannon), una persona con antecedentes familiares de esquizofrenia que sufre recurrentes pesadillas anticipatorias y  apocalípticas.

El ritmo del film es bastante lento, siempre esperando al próximo golpe de efecto del guión que parece no llegar nunca, pero tal defecto tiende a convertirse en una virtud al explorar el guión la condición humana de una persona de clase media, sin excesivos aditamientos intelectuales ni filosóficos, pero con la certeza de que debe proteger a su familia del inminente desastre, recordando en ocasiones a El Incidente (The Happening, 2007), del mencionado Shyamalan.

En el momento crítico en el que Curtis debe explicar a su esposa (Jessica Chastain) el porqué de su extraño comportamiento, el angustiado padre de familia de da una pista de dónde podría residir la discreta grandeza de la cinta de Jeff Nichols. No se trata, no solo, de pesadillas que anticipan una inminente desgracia, sino de un sentimiento que invade el alma e instala la certeza de que lo peor está por venir. Cualquier espectador podrá reconocer en el rostro de un inmenso Shannon esa sensación de nerviosa fatalidad, y cualquiera podrá entender en el de Chastain la voluntad de entender al ser amado y la impotencia de no conseguirlo. La de Nichols es una película sobre la incomunicación -la hija sordomuda de la pareja- en una sociedad abocada al desastre, un ensayo intimista sobre la lógica del caos. Y sobre todo, una obra con una gran capacidad para la turbación, de una madurez asombrosa en la puesta en escena como herramienta de construcción de la cotidianidad invadida, infectada por ese parásito que es el miedo.

Take Shelter ha sido editado por las compañias CAMEO y AVALON en Bluray y DVD.

FICHA TÉCNICA DEL TÍTULO

About these ads

2 comentarios

  1. Este film es una memez; no sólo peca de aburrida y de recurrir a los f/x de manera efectista, si no que defiende la peor clase de individualismo y promueve la fe en los falsos profetas con delirios mesiánicos (el final es de vergüenza ajena). Una auténtica vergüenza al lado de la sutileza y ambigüedad de ese universo sugerente que creo Weir en The Last Wave.

    1. Estoy contigo en que La última ola es una película más sugerente y con más calidad…en todo. No cabe duda. Pero también hemos de apreciar el valor de Take Shelter, desde un punto de vista más laico o agnóstico, si se quiere ver así. Mientras que en la última ola las visiones procedían de una mitología antigua y arraigada, en la cual el protagonista se ve envuelto sin comerlo ni beberlo, en Take Shelter, el origen de la profecía es de carácter agnóstico, se achaca a una enfermedad mental (suelen ser hereditarias). Recordar también que en las religiones antiguas se consideraban profetas a aquellos que tenían un defecto físico o psíquico, por tener la facultad de ver la realidad de una forma diferente al resto de los mortales.

      El final es de pena, estoy contigo, creo que no sabían ni como acabarla, y los fx mejor ni mencionarlos, pero ten en cuenta que es una película indie y andan tiesos de prespuesto.

      Como conclusión, me parece una buena aproximación al tema de las profecías, desde una óptica moderna y, como digo, agnóstica. Tiene sus defectos, claro, pero es que Peter Weir sólo hay uno y murió en Australia (artísticamente hablando).

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 319 seguidores

%d personas les gusta esto: